Logo
La leyenda y la historia
La leyenda y la historia

La leyenda y la historia

Leyenda, historia… mito.

Tres palabras que no son sinónimas pero que tantas veces van juntas o se entremezclan a la hora de trasmitirnos sus mensajes.

Las leyendas en la mayoría de los casos tienen una base o un punto de partida histórico, pero cuando provienen de épocas remotas, máxime si aún no había aparecido la imprenta, estas al transmitirse de manera oral intentando que perdurase en la memoria del colectivo un hecho históricamente destacado, se iban irremisiblemente viendo aderezadas por mitos, supersticiones o el propio punto de vista de sus transmisores.

El mito por contra, independientemente de los pueblos o culturas que los sostengan, busca encontrar un sentido o una explicación para aquellos misterios a los que el razonamiento de los hombres y mujeres no alcanza a comprender.

¿Y la historia?

Quizá hoy en día con los medios técnicos que dispone nuestra sociedad, pudiésemos registrar todo aquello relevante que ocurre día a día y crear una inmensa hemeroteca que a cada jornada iría creciendo de manera espectacular, pero ¿y en el pasado?

La historia en mayor o menor medida siempre nos ha llegado «explicada». Encontrar fuentes absolutamente neutrales puede resultar un intento ilusorio, especialmente si buceamos entre los legados de cronistas o historiadores que fueron protagonistas de nuestro pasado. En ocasiones encontramos el punto de vista mas neutro desde visiones o perspectivas ajenas, porque tanto la historia, como las leyendas e incluso los mitos que irían transformándose o adaptándose a los credos religiosos de cada lugar, son aspectos que conforman la identidad y carácter de los pueblos.

Esta parte de la web de Mentir es encender fuego, no pretende ser una fuente histórica de consulta, simplemente se trata de revelar, los datos que al abrigo de las distintas versiones de la leyenda, de la historia y de una pequeña parte de la mitología vasca, han resultado útiles para la creación de esta novela.